Reforestar, ante difícil abandono del uso de leña

774

Debido a las dificultades de dirigir el alto consumo de leña que existe en el país hacia otras fuentes energéticas alternativas, se debería fomentar la reforestación para disminuir la presión hacia los bosques naturales, expuso Héctor Cristaldo, presidente de la Unión de Gremios de la Producción (UGP), en el marco de la reunión de la Plataforma Departamental de Commodities de Alto Paraná, realizada recientemente en Ciudad del Este.

“Faltarían alternativas energéticas, pero si hay una demanda para el uso de leña y si queremos conservar los bosques nativos, entonces tenemos que promover las plantaciones que producen leña, porque no hay cambios en la matriz energética del país”, dijo.

De acuerdo a la Federación Paraguaya de Madereros (Fepama), la matriz energética de Paraguay está compuesta en un 42% con el uso de biomasa (leña, carbón). Ante esta realidad, lo que planteó la plataforma departamental es, en primer lugar, fortalecer los controles de las instituciones involucradas respecto al transporte de leña, madera y todo lo que esté relacionado a la presión que se hace sobre los bosques y, en segundo lugar, establecer políticas de uso racional de la tierra.

Mencionaron que para conseguir esto se necesita un trabajo coordinado de la Seam, el MAG, el Infona, el Indert, los municipios, las gobernaciones, los gremios de la producción, las empresas industriales, el sector financiero, las ONGs y el Poder Judicial.

“Paraguay evolucionó. La agricultura, en 10 años posteriores al desmonte, secuestra el triple de carbono que liberó con la deforestación. Entonces, tenemos carbono cero y tenemos el prestigio de exportar la energía de las hidroeléctricas evitando que países como Brasil y Argentina usen combustibles fósiles”, añadió Alfredo Molinas, asesor de la UGP.

La plataforma considera que el control inadecuado de la tala de árboles y la explotación de leña y carbón, así como la reforma agraria deficiente son las debilidades por las cuales la demanda de leña ejerce presión hacia los bosques nativos en la Región Oriental.

Fuente: Diario ABC

Comentarios

comentarios

COMPARTIR